Patios Personales (V): Luis Barragán


luis-barragan

Fuente: casaluisbarragan.org

Justo hoy, día 22 de Noviembre, aunque del año 1988, nos dejaba uno de los grandes maestros de la arquitectura mexicana. Luis Barragán moría tras una vida dedicada a, ante todo, la belleza.

Hemos decidido abrir hoy el Patio Personal de este ilustre personaje, quien recibió en 1980 el premio Pritzker, premiando una carrera dedicada a una arquitectura serena y basada en el silencio, en el murmullo (usando sus mismas palabras), donde destaca el uso del color como forma de conseguir estos valores. Un color nunca desmedido; siempre íntimo y familiar, como recuerdos de niñez, siempre lúcidos y vivos, impresos sobre un muro.

Esta arquitectura serena, siempre natural y cercana a una cultura que se abre al exterior, casi derrochando una bondad interna, busca influir en el usuario este carácter espiritual, no atosigándolo, sino extrayendo lo mejor. En ella, los espacios se concatenan, produciendo encuentros donde realmente se produce la arquitectura, influidos por caracteres tan complejos como aquellos que habitan.

Su anhelo por la serenidad, el murmullo, la soledad… toman su mayor valor en los jardines, donde, como él mismo indicaba en su maravilloso discurso en la ceremonia del premio Pritzker, aparece el mayor refugio contra la agresividad del mundo contemporáneo.

La fascinación por la naturaleza, sus colores y su forma de convivir y sobrevivir llevó a Barragán a comprender mejor un mundo que él entendía como cargado de bondad y miedo al mismo tiempo, generando arquitecturas que protegiesen y permitiesen aflorar, naturalmente, lo mejor de aquel que decidiese aventurarse en ellas.

luis barragan2.jpg

Fuente: proyecto40

Sin título-3.jpg


Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Una idea sobre “Patios Personales (V): Luis Barragán